La tutela: Quién debe ser tutor

¿Podemos guardar y proteger a las personas y a sus bienes, bien sean de menores o incapacitados?  claro que podemos proteger a las personas y a sus bienes y así se establece en nuestra legislación a través de tres figuras: la tutela, la curatela y el defensor judicial.

En el artículo de hoy,  vamos a centrarnos sobre la figura de la tutela, concretamente sobre quién puede estar sujeta a esta figura y quien  puede ser tutor.

¿ Cualquier persona puede estar sujeta a tutela?  no. Solo podrán estar sujetas  :

  • 1.º Los menores no emancipados que no estén bajo la patria potestad.
  • 2.º Los incapacitados, cuando la sentencia lo haya establecido.
  •  3.º Los sujetos a la patria potestad prorrogada, al cesar ésta, salvo que proceda la curatela.
  •  4.º Los menores que se hallen en situación de desamparo.

Ahora bien para ser tutelado, se necesita nombrar a un tutor que será quien ejerza esa tutela. ¿Quién puede ser tutor? podrán ser tutores todas las personas que se encuentren en el pleno ejercicio de sus derechos civiles y en quienes no concurra alguna de las causas de inhabilidad establecidas en la Ley.

Igualmente podrán ser también tutores las personas jurídicas que no tengan finalidad lucrativa y entre cuyos fines figure la protección de menores e incapacitados.

Ahora bien, los artículos 243,244 y 245 del Código civil recogen  aquellas personas que no podrían ser elegidos como tutores y excluidas de esta figura como por ejemplo aquellas personas que se encuentren privadas o suspendidas de la patria potestad o bien se encuentren condenas a cualquier pena privativa de libertad, mientras esté cumpliendo condena entre otros supuestos.

¿Se puede designar al tutor? Sí.  Los propios padres, del menor o incapacitado, bien por testamento o bien por documento público notarial pueden designar a un tutor. Asimismo, también podrá  designarlo cualquier persona con la capacidad de obrar suficiente, en previsión de ser incapacitada judicialmente en el futuro, podrá en documento público notarial adoptar cualquier disposición relativa a su propia persona o bienes, incluida la designación de tutor, tal y como se recoge en el artículo 223 del Código Civil.

No obstante y a tenor de lo establecido en el artículo 234 del código civil hay  que tener en cuenta el orden de preferencia señalado para ese nombramiento. Excepcionalmente, el juez, en resolución motivada, podrá alterar el orden recogido en el artículo anterior o prescindir de todas las personas en él mencionadas, si el beneficio del menor o del incapacitado así lo exigiere. En defecto de las personas mencionadas en el artículo anterior, el Juez designará tutor a quien, por sus relaciones con el tutelado y en beneficio de éste, considere más idóneo.

La tutela de los menores que se encuentren en situación de desamparo corresponderá por ministerio de la ley a la Entidad Pública.

¿Hay un máximo de tutores por cada persona sujeta a tutela? la ley establece que solo un tutor, aunque a esta regla también hay excepciones  que se recogen en el artículo  236 y 237 del Código Civil.

En cuanto a la tramitación para el nombramiento de tutor se realizará a través de la vía judicial según lo recogido en el propio Código Civil y la ley de Jurisdicción Voluntaria. Si tiene alguna duda, consúltenos en www.bemaat.com